lunes, 20 de abril de 2015

no sé...





...conducirme no sé vivir atisbo algunas tímidas señales y por

entre ellas me encamino mientras el juego del mundo me

sugiere que no que por ahí no que de existir las señales son

solo convenciones pura fantasmagoría y a uno se le ocurre

entonces que el camino es un loco advenimiento que tarde o

temprano terminará por precipitarse con mudo estrépito en

la nada 


1 comentario:

L. N.J. dijo...

"qué laberinto..."