miércoles, 26 de septiembre de 2012

ÉXITO





Pretender el éxito es aspirar a un cielo que se acaba.

2 comentarios:

Enrique García-Máiquez dijo...

Excelente aforismo.

Más juguetón, pero mucho menos transparente: El éxito, una gloria que se acaba.

Por más vueltas que le doy, me quedo con tu versión.

Andrei Rublev dijo...


Acabo de rozar el éxito esta noche, viniendo el elogio de quien viene. Qué hice yo para merecer tanto...

Muchas gracias.

Volviendo a ras de suelo: ¿qué hemos de hacer los lectores de Alba para que Ignacio Peiró y García-Máiquez volváis a deleitarnos con un par de paginitas de antología?

Un cordial saludo